MANAZAS

Yo, Be, me he cargado la plantilla milenaria de QaD por torpe y con un solo clic. Me autoflagelo ante mis copropietarias y me comprometo a dejarla lo más parecida posible, si no mejor. ¡Palabra!

lunes, agosto 24, 2009

Be y los taxis: Cairo conection


Esto no es la obra definitiva sobre los taxistas del Cairo. Ya está hecha, la ha escrito Khaled al Khamisi y se llama "Taxi". Esto no es más que un post chorra sobre lo que me pasó a mí.

Mi ex suegra -la mamá de Efe- llevó a sus dos hijos a Egipto hace cinco años (*). En aquel viaje cambió las condiciones de vida y de trabajo de los taxistas cairotas: antes por dos euros te seguían a todas partes. Ahora...

Ahora ya no.

El primer día en El Cairo llamamos a un señor taxista que nos había recomendado Midget Jones (una compañera de curro de MariCalpi). Minovio nos había dicho que le pagáramos de 80 a 100 libras egipcias por llevarnos de un sitio a otro durante toda la tarde. El señor taxista recomendado por Midget no quiso decirnos que estaba en desacuerdo con tales tarifas hasta que estuvimos a unos metros del hotel. Yo le dije que parara. Él no quería. Yo me vi secuestrada. Finalmente le ordenamos que parara en un tono suficientemente convincente, detuvo el coche en un descampado y yo llamé a Minovio -ese chico, ya sabéis, que esperó hasta el último día juntos para declararme su amor eterno (bueno, más o menos XDDD), que en los días siguientes me llamaba por las noches a mi hotel, con el que tenía conversaciones sobre temas tan hardcore como besos en la frente-.

-Why...
-Díme, corazón.
-Que un señor taxista nos quiere secuestrar...
-¿Que qué?
-Bueno, no exactamente, pero nos quiere cobrar ocho veces más de lo que has dicho tú que le paguemos.
-Pásamelo.
-Samilihamilihaliliyotrascosasquesuenanaárabe.
-Be, cariño, este tío es un antipático y os quiere timar por ser extrajeras. Estoy negociando que os lleve al centro por un precio razonable. Pásamelo otra vez.
-Gracias, Why.
-Samilihamilihaliliyotrascosasquesuenanaárabe.
-Bueno, corazón, os va a dejar en el centro por 50 libras (6,5€), no le deis ni un duro más. Y si tenéis algún problema, me vuelves a llamar.
-Gracias, Why. (Cómo no amar a este hombre!! Why nos salvó del secuestro del taxista. Why lo puede todo. Why puede volar.)

Y llegamos al centro. Y compramos dulces de Ramadán en la mejor pastelería del Cairo (El Abd en Talaat Harb). Y paseamos. Y atravesamos el mercado más caótico del mundo, lleno de cosas, de ruido, de vida, de gente. Y al filo de la madrugada, ya agotadas, cogimos otro taxi para volver al hotel.

Le pagamos lo que había recomendado Minovio para ese tipo de trayectos: 30 libras egipcias (4€).

Fue terrible, me pareció estar estafando al pobre taxista. Así que al día siguiente abandonamos los precios para egipcios: al fin y al cabo, éramos turistas.

Salimos del hotel para caer en los brazos de Hassan (*), un hombre maravilloso y guapazo, dueño de un taxi alemán de antes de que nosotras naciéramos. Hassan (+02 384 3013) nos llevó de un lugar a otro durante 7 horas, nos puso música agradable, nos esperó en la puerta de los sitios, nos explicó el modo de llegar a donde queríamos, nos cuidó... y nos cobró sólo 25 euros. Le dimos otros 5 de propina (pero le hubiéramos dado más: la culpa fue de la presión de Why para que no nos dejáramos timar).

(*Hassan tiene problemas de espalda, como la gran mayoría de los taxistas cairotas, que se pasan la vida metidos en atascos en coches tirando a viejos cuando no están conduciendo como locos coches tirando a viejos. Cuando se levantaba del café de turno para llevarnos a nuestro siguiente destino, Hassan iba hasta el coche renqueando. Tengo apuntado en mi agenda mandarle reiki a distancia, así que si alguno va a Egipto y le llama, contadme cómo le va el tratamiento)

(*Por cierto que este verano he descubierto la influencia primaria en la conducción de mi ex: Efe, podrías ser taxista en El Cairo sin ningún problema. Ninguno más allá de las lesiones de espalda, claro)

8 comentarios:

Somófrates dijo...

Un novio de AlQuaeda te quedaría tan... bien.

mariajesusparadela dijo...

hace dos días le comenté a una turista al Cairo que la única forma de no pagar de más era conocer a un nativo...mira por dónde.

Er-Murazor dijo...

¿La madre de Efe tiene dos hijos? ¿Seguro?

Maddi dijo...

why lo puede todo!!!

Efe Morningstar dijo...

Zor, mi madre es un especimen curioso.

Después de dejarme al cargo del regateo y a la municación con los taxistas, ella decidía dejarles una propina que sextuplicaba la tarifa que yo acordaba.

O sea... Mi madre.

Be dijo...

Somo, si pasa la prueba de la barba...

Mariajesusaradela, pues tienes muchísima razón. Un besazo!

Er-Murazor, segurísimo. Dos hijos y cuatro pagas extra.

Maddi, si!!!

Efe, pues ya puedes explicarle lo que ha pasado en Egipto a raíz de su presencia...

Anónimo dijo...

ufff, vaya timo! vivo en Cairo, siempre pago mas a los taxistas, es decir. La carrera que hicisteis no se desde donde, pero normalmente cuesta 5 libras, 10 libras dentro de la ciudad, si le dais 15, le dais bien, pero... 25 euros con 5 de propina!!!! eso son como 240 libras egipcias, una locura. Esta bien ser generosas en vuestra visita al Cairo, pero... esto nos afecta a los que vivimos aquí. Si quereis ser generosas, podeis dar dinero a gente que pide por la calle, no creo que eso tenga un impacto negativo.

Be dijo...

Anónimo, tienes toda la razón: terminamos por hacer lo mismo que mi ex-suegra.

Minovio también consideraba que era una barbaridad... pero la culpa la tuvo el taxista secuestrador del día anterior, que nos dejó un mal rollo terrible. Y Hassan era tan majo, tan encantador, tan educado, que le dimos propina por hacer muy bien su trabajo, que era llevarnos de un lugar a otro DURANTE 7 HORAS SEGUIDAS. En ningún caso lo consideramos una limosna.