MANAZAS

Yo, Be, me he cargado la plantilla milenaria de QaD por torpe y con un solo clic. Me autoflagelo ante mis copropietarias y me comprometo a dejarla lo más parecida posible, si no mejor. ¡Palabra!

jueves, abril 09, 2009

Llamando a la mala suerte

El jueves pasado batí todos mis records. Me iba esa noche a Barcelona, justo después de rematar unas cosas en el instituto y como no me daba tiempo a pasar por casa me fui al trabajo maleta en ristre. Camino al curro, perdí todo lo perdible:

- Perdí el autobús, al que vi irse.

- Perdí el cercanías, al que vi irse.

- Llegué al metro y el último vagón desaparecía en el túnel.

Totalmente frustrada, mientras esperaba el siguiente metro me acerqué al señor de la cabina de la once para comprarle un cupón. No suelo hacerlo, pero la reacción en cadena se lo merecía.

- Holaaa, anda, dame un cuponcito para el viernes, que con la mala suerte que estoy teniendo... - ahí conjuré a la mala suerte, por ser una drama queen, estoy segura, y me persiguió el resto del día.
- ¿Cómo puede decir una nena con una sonrisa tan bonita eso? con lo guapa que eres... - sí, era un vendedor de la once y era ciego. - toma un cupón. Y el lunes me invitas a una copa y un puro.

- Jajajaja, si toca...

- Te va a tocar.

Con la maleta, el cupón y la esperanza de ser millonaria me metí en el siguiente metro. En el instituto (al que a pesar de todos los pesares llegué sólo trece minutos tarde) mis chicos me asaltaron en busca de las notas y se acabó mi curro. Intenté sacar la tarjeta de embarque por internet, pero desgraciadamente la red del insti se había caído y no pude, así que remoloneé un rato y me fui hacia el aeropuerto. Volví a perder los metros que me llevaban, pero como iba con tiempo...
Cuando llegué al aeropuerto y presenté mi localizar, la azafata me miró y me dijo:

- Tu vuelo a Barcelona está cerrado.

Se me paralizó el corazón. ¿Cómo que estaba cerrado, si había llegado de sobra? La compañía meses antes me había mandado un mail diciendo "tu vuelo se adelanta 15 minutos" pero estaba ahí contando con ese adelanto. Me llegaron todas las lágrimas del mundo a los ojos, se me cerró la garganta con un nudo marinero y con la voz del padrino intenté averiguar qué había pasado. La azafata me mandó al stand de venta de billetes.

Ahí me encontré con la (horrenda señora) profesional azafata de tierra que me dijo que yo tenía una información errónea (esa que ellos me habían dado) y que había perdido el vuelo porque se había adelantado una hora y cuarto, no quince minutos. Yo tenía claro que el vuelo se había ido sin mí y lo único que quería era preguntarle a la buena señora si en esa compañía había algún vuelo más esa noche. Pero me tropecé con una partidaria de "la mejor defensa es un buen ataque" y la azafata, que debía haber recibido millones de broncas y debía estar bastante resentida, empezó a subirme la voz.

- Disculpe, es que he perdido el vuelo porque...
- ¡SEÑORITA, CÁLMESE!

Yo, que había mantenido mis lagrimones a raya dentro de mis ojos (más o menos... sólo cayeron un par) y que no me salía ni un hilillo de voz por el puñetero nudo en la garganta, no daba crédito.

- Pero si yo sólo...

- ¡SEÑORITA! TRANQUILÍCESE DE UNA VEZ.

- Yo, yo... - saqué la cara seria, porque si hay algo que me indigne es que me digan que me calme cuando estoy calmada - señorita, que no le voy a echar la bronca. Que voy a reclamar por la mala información que me mandaron, pero no ahora. Simplemente le quiero preguntar si hay otro vuelo a Barcelona ahora.
- Ah, bueno. No, no hay otro. Y el primero de mañana cuesta 150 euros - me dijo con cara de triunfo.
- Gracias, no lo quiero.
Me retiré, mandé mi dignidad al carajo y empecé a sollozar como una cría chica (a mi edad... si es que no tengo remedio) y llamé a mi chico.
- Buaaaaaaaaaaaaa, que-que-que... no voy a poder ir a Barcelona. - pausa dramática en la que mi chico se imaginó accidentes nucleares, terremotos y tiburones en el Manzanares - es que he perdido el avióooooon. - va siendo algo normal que el santo de mi novio tenga que lidiar con una cosa mocosa y sollozante al otro lado de la línea.
La media hora siguiente se pasó con esta Misia llorando de un puesto a otro de compañías de avión, preguntando precios de billetes. Cuando el azafato de Iberia me dijo que el billete Madrid-Barcelona costaba 247 euros, mis buaaas se redoblaron, no sólo por haber perdido el avión sino sobre todo por el intento de atraco a mano armada.
La historia acabó cuando mi chico me llamó para decirme que había conseguido un billete para el día siguiente a primera hora de la mañana por un precio razonable. Y juro que no vuelvo a decir eso de "hoy tengo muy mala suerte".
- Bueno, amor, ya tienes otro post.
- No lo pienso contaaaar, que es muy vergonzante y he hecho mucho el ridículo.
Pues eso.
Post-Post: Y me tocó el reintegro del cupón. Felices vacaciones a todos.

17 comentarios:

Vida Dospuntocero dijo...

Bueno, al menos acabó todo bien. Aunque, con perdón, parece un argumento de comedieta romantica yanki de las malas ;)

¡Felices vacaciones!

Er-Murazor dijo...

¿Y no se te ocurrió buscar un tren nocturno y dormir en el camino? Que ya sé que es una lata, pero al menos...

Y espero que cuando se te pase el berrinche sigas adelante con el plan original y reclames a la compañía por la mala información que te dieron, que te hizo perder el avión. Que esta gente son todos unos chorizos.

PD: Felices vacaciones. Piensa que el finde sólo puede ir a mejor.

Cattz dijo...

Pues yo pensaba en una cosa más del estilo del AVE que tampoco es que tarde tanto en llegar a BCN.

Ana dijo...

No sé porque los azafatos/as de tierra del aeropuerto de Madrid tiene tan mala leche.

Cualquiera en tu lugar habría saltado alguna que otra lágrima, como yo le digo a mi chico, es que me relaja.

Un saludo guapa, y feliz estancia en Barna.

Ana

Misia dijo...

Vida Dospuntocero, lo sé... y para hacerla escogerían a la actriz más ñoña y descerebrada del momento, jaja. Pásalo bien estos días.

Er-Murazor, Cattz, mi chico miró esas opciones también, pero ya no llegaba a coger nada por la hora (aparte de que el ave es un pequeño piquito). Salí a la mañana siguiente temprano y tan feliz :) En cuanto a lo de reclamar lo voy a hacer.

Ana, ¿verdad que relaja? jaja. Ya pasé el finde en Barcelona, ahora estoy en Palma en casa padres. No me voy a quejar ;)

missmole dijo...

Menos mal que al final se arregló ... porque me da que el reintegro no te hubiera compensado!!

Anónimo dijo...

Yo también soy muy llorona, en situaciones así es un inconveniente más. Me alegro de que ya estes con tu chico.
Besos y felices vacaciones.
Porras

redronin1b dijo...

Miralo por el lado bueno:

Al menos no se te cayó una tele en la cabeza (ni tu empresa cerro ese dia, ni le diste por detras a un coche de la policia local, ni se te llevo el coche la grua (eventos independientes), ni tuviste q llevar a tus amigos a su ciudad porque no habia trenes (ni autobuses) de salida (escapatoria) del pueblo donde vives, ni...)

Pues eso, que vivan el amor y los reintegros de la ONCE.

Y en cuanto a los/las azafatos/as del aeropuerto, solo 2 palabras: MUERTE y DESTRUCCIÓN.

Limones!!

Gato dijo...

No sabes cuánto me he identificado contigo con éso de que el novio tenga al otro lado de la línea una cosa mocosa y sollozante... y ésto te lo digo desde tu casa, ;).

Un besico y otro del Rebi.

Zirie dijo...

ahora ya ha pasado todo. Así que, a disfrutar de las vacaciones!!

Misia dijo...

Missmole, me da que no, jaja.

Porras, sí, es un inconveniente ir con cara dramática, mocos medio colgando y viendo todo medio borroso por todos lados. Y luego piensas que menos mal que no conoces a toda esa gente, jeje. Bienvenida y quédate a dormir cuando quieras.

Redronin1b, madre mía, sí, siempre puede ser peor :S Espero que tengas buena Semana Santa.

Gato, besos para los dos ;)

Zirie, en eso estoy, jaja. Ídem.

redronin1b dijo...

¿Buena Semana Santa? Sol, playa, amiguetes, comida casera, cero madrugones... está siendo un PEDAZO Semana Santa ;)

Anonimilla dijo...

Teniendo un chico que es un encanto no se podía tener todo!! ;)
Besitos y que te lo hayas pasado mu bien.

The Inner Girl dijo...

Querida, días en los que las catastróficas desdichas guardan cola hasta que les toque su turno tenemos todas. Lloreras, mocos, hipidos y gruñiditos varios, también. Bienvenida al club. :)

Lily dijo...

Hmm... Misia, ¿con quién volabas? Verás, es que yo trabajo, como decimos nosotras, "en aéreo" y si no habías cambiado tu billete ni nada cuando te notificaron el cambio (aunque fuese quince minutos)... te podían haber hecho un cambio gratis. Es más, yo protestaría diciendo "huy, no, es que NO me avisaron de nada". Los mails de cambio de operativa a veces no llegan.

De todas maneras... mira, Be me tiene en feisbuc, para próximos viajes dadme un toque y yo os reconfirmo los vuelos y hasta os cojo los asientos (si es de mi compañía). En serio. Lo hago por todos mis amigos, de verdad, no me cuesta ningún trabajo. ^^

Hummingbird dijo...

La madre que los parió. Ni se te ocurra dejarlo así, tienes que reclamar, y si tienes ese email con los 15 min. confirmados tienes que enseñarlo y que te devuelvan el dinero del vuelo, por lo menos(en mi plan original entran los directivos de la compañía pidiéndote disculpas formalmente en una especie de rito sectario con flagelaciones, ofrendas de manjares y unas vacaciones pagadas en Cancún, pero lo mismo no va a ser posible).
Y jamás entenderé esa mala leche del personal de tierra... yo tengo que lidiar casi todas las semanas con ellos y miedo me dan!!!
Menos mal que ya pasó y que dentro de lo que cabe al final salió la cosa...

Misia dijo...

Redronin1b, jajaja, me alegro molt.

Anonimilla, lo sé. Es más majo... ¡y me aguanto cuando lloro! y mejor aún... ¡me aguanta cuando moqueo!

Inner girl, jajajaja ;)

Lily, mil gracias, qué linda. No, si siempre he ido súper bien, es la primera vez que me pasa, no sé, demasiadas circunstancias en contra.

Hummingbird, voy a reclamar en cuanto vuelva a Madrid, i tant... yo supongo que ese personal de tierra se come sendos marrones cuando hay retrasos y la gente carga contra ellos, pero no es plan de gritar a todo el mundo... bienvenida y quédate a dormir cuando quieras.

Cuanta Fafata hay por aquí, jaja.