MANAZAS

Yo, Be, me he cargado la plantilla milenaria de QaD por torpe y con un solo clic. Me autoflagelo ante mis copropietarias y me comprometo a dejarla lo más parecida posible, si no mejor. ¡Palabra!

jueves, septiembre 06, 2007

Vuelta al cole

No sé si habrá algún fricazo por ahí que de pequeño esperara con impaciencia el 15 de septiembre, pero desde luego ése no era mi caso. Las vacaciones molan. Volver al cole significa que lo bueno se acaba. Y punto.

Me ponían mala los anuncios de la pu*a vuelta al cole. Desde mediados de agosto (toma regalo de cumpleaños) la tele se llenaba de niños abrigadísimos y extrañamente felices (¿estarían drogados? no, mejor: ¡estarían drogados!) porque empezaba el colegio, se acababa el verano (y el calor) y los días se iban a hacer más y más cortos.

Era como algo personal: ¿De verdad pretenden estos tíos que nos traguemos que la vuelta al cole “es guay”?, pensaba yo. Y no entendía cómo no nos echábamos a la calle todos los que estábamos en edad EGB para prender fuego a todos los Cortes Ingleses y Galerías Preciados del país.

Este año los anuncios lo venden como un cuento de hadas. Los niños superabrigados llevan gorros de gnomo y coronas, y sonríen cual maníacos desde un bosque encantado. Título, “La Vuelta al Cole”. Subtítulo, “Vuelve la Ilusión”. A mí me dan ganas de gritar. Hoy vuelvo al trabajo y sospecho que padezco un caso agudo de noquieritis.

No es para tanto, ya lo sé, si una vez metida en la dinámica el cole estaba hasta bien… pero el cambio de estado de inactividad a colegio era el horror el horror. Por no mencionar que en mi cole de las monjas llevábamos “baby” hasta octavo: una tor-tu-ra.

Lo único que lo hacía un poco llevadero era el mogollón de libros y de material escolar nuevo. Creo que me voy a comprar una caja grande de Plastidecores.
Y posiblemente también unos rotuladores Carioca. Que va a ser un septiembre duro.

18 comentarios:

rebilated dijo...

Iba a poner algo, pero...:

"Por no mencionar que en mi cole de las monjas llevábamos “baby” hasta octavo"

Debió ser dura tu infancia "lectiva".

Zirie dijo...

pues a mí me encantaba volver al cole...no sé...
me pasaba el verano en el pueblo, con mis abuelos, jugando a hacer cabañas, bañándome en el río y yendo en bici por caminos pedregosos. Era genial, pero cuando llegaba septiembre, todo el mundo desaparecía y empezaba a hacer frío. Con lo cual, en mi pequeña cabecita, la idea de volver al cole con nuevas libretas y viejos compañeros se convertía en un plan excitante.

Luis dijo...

Hay fenómenos cíclicos que se repiten cada 365 días: la vuelta al cole (efectivamente), la operación salida de vacaciones de verano, la semana santa, la feria de abril....pero sin duda alguna, nada tan odioso como la empalagosa vuelta de la Navidad. La vuelta al cole no era para mi un cambio excesivamente traumático...no se si soy rarito o no pero lo que si fué un trauma fue dejar la escuela, el instituto, la universidad y tener (¿sólo?) 22 días laborables de vacaciones. Eso si que es jodido!!!!

Anónimo dijo...

A mi tambien me encantaba la vuelta al cole, bueno mejor dicho la llegada del 15 de Septiembre por que es mi cumpleaños. Aunque he de reconocer que ahora que trabajo me hace mas ilusion todavia. Los regalos son mejores y no tengo que llevar caramelos para toda la clase.

Me encanta vuestro blog. Besitos

El hombre Malo dijo...

La vuelta al cole era una maravilla... Material escolar nuevo, libros de texto que leerse completos antes incluso de que empezasen las clases (si, soy raro, que pasa), desarrollos mamarios insospechados en las compañeras de clase...

Somófrates dijo...

Te dije que tuvo una adolescencia difícil...

Sheena dijo...

jopé, hombre malo, ¿es que no tenías suficiente con los cuadernos de vacaciones Santillana? anda que no costaba acabarlos...
besukis!

Be dijo...

Rebilated: mogollón.

Zirie, Anónimo (¿o es Anónima? gracias y quédate a dormir cuando quieras) y Hombre Malo, pues va a resultar que la rara soy yo.

Somo, ya voy viendo ya. Aunque yo también me leía los libros antes de empezar el cole...

Luis, sí, el recorte de vacaciones es de lo peor. De hecho a mí se me acabaron antes, porque los últimos años de universidad me iba a Irlanda a trabajar en verano de guía de museo o profe de español.

Sheena, ¡creo que odiaba los cuadernillos de vacaciones incluso más que la vuelta al cole!

Madame Discordia dijo...

Yo odiaba el cole. Era un lugar aniquilante y plúmbeo, la genuina antítesis del placer de aprender. Han pasado 25 años y sigo poniéndome fatal con el recuerdo.

E. Martin dijo...

¡Este blog esta lleno de pervertidos que les gustaba volver al co... al co... al ya-sabeis qué!

Bufs, que gente más rara. Me vuelvo a postear al foro de zoofílicos sadomaso (pasivos).

toayita dijo...

A mi volver al cole me hacía ilusión....pero sólo el primer día, el resto del año me lo pasaba deseando que terminara :S

Be dijo...

Madame Discordia, mi imagen del infierno es una interminable tarde gris y lluviosa en una clase llena de niños y calor corporal, mientras una monja "explica" cosas en tono monocorde...

Be dijo...

E. Martín, por fin algo de coherencia.

Toayita, yo me preguntaba que por qué mi cole no era más como los de Torres de Malory y los otros de Enid Blyton. Así, sí.

Jónatan S. dijo...

Bueno, bueno, una cosa es que en la escuela muchos sientan que no hay más que "Latín y Mentiras" o pensar como en el "Salter School" de David Jiménez que lo USAka es mejor -aunque no te vayas a ir para allá- y otra distinta que te decidas por montarles una como en "19 Minutos"...

Para mi lo peor de volver a clase no era que trataran de meterte cosas en la cabeza o que te obligaran a estar con gente que no querías sino el "incordio cotidiano" de levantarte temprano y no poder dedicar tu tiempo a lo mismo que en verano -y aquí vale desde vaguear a levantarte temprano para alicatar el baño, que la gente es muy rara- y eso es algo que, todo sea dicho, sigue pasando ahora con eso que llamamos trabajo y que tiene bastantes menos días de vacaciones.

O puede que sea porque a mí no me tocó un colegio religioso.

EFE dijo...

¡El cole molaba! ¡Otoño es la mejor época del año! ¡Leerse los libros de texto antes de empezar las clases era superchupi!

...

Pero, pero... ¿Tú de dónde has salido...?

PS: El uniforme ya es otro cantar... Bueno, AHORA sí me gustan. Mmmm...

Be dijo...

Jona, y eso que con mi horario no tengo que madrugar...

Efe, ¡cochino!

davgard dijo...

Ejem...yo también iba a decir algo del baby femenino... pero mejor lo dejo, jeje.

(Internet es el diablo, señoritas.De verdad)

Y no, el cole no molaba. Pero sí, otoño es la mejor época del año.

Cris dijo...

yo solo queria volver al cole por dos cosas: por ver el nuevo ''mercado de fichajes masculino'' de clase y por el material escolar a estrenar