MANAZAS

Yo, Be, me he cargado la plantilla milenaria de QaD por torpe y con un solo clic. Me autoflagelo ante mis copropietarias y me comprometo a dejarla lo más parecida posible, si no mejor. ¡Palabra!

jueves, octubre 16, 2008

El síndrome del invierno nuclear


Como parte de mi patología otoño-coyuntural, todos los días paso por el súper, antes de currar o al salir de la radio. En el segundo caso no tengo ni que correr, porque los señores de Carrefour han decidido ampliar la hora de cierre a las 11 de la noche, así que me daría tiempo hasta de ir andando.

Y es raro, porque estoy apática y no tengo mucha hambre (cosa rara en mí, que soy una lima), así que he procurado comprar cosas sanas e hipocalóricas, porque ya que voy a comer poco, mejor que sea saludable y no pasta a palo seco en plan supervivencia o chocolate a lo bruto por las endorfinas.

Y es peligroso, porque en condiciones normales ya soy excesiva en casi todo lo que hago pero encima ahora estoy atravesando una etapa de desequilibrio emocional.

Así que tengo la nevera llena de zumo de naranja (2 litros), tomates cherry (miles), espinacas, pimientos rojos y verdes, berenjenas, calabacines, yogures con fibra (12), queso de burgos 0% grasa y pavo braseado (paquete familiar).

La alacena llena de briks de ligerísimo puré de verduras (8) y caldo de pollo (6) -mi Mónica Geller-Bing interior debe de estar sufriendo al ver todo esto, porque antes lo hacía todo yo, pero con el otoño y la crisis existencial me he vuelto vaga-, botes de lentejas y de brotes de soja y latas de atún al natural..

Y el congelador lleno de kilos y kilos de filetes, pescado y, sobre todo, pollo. Kilos y kilos. Los he ido comprando poco a poco: cada vez que voy al súper vuelvo con bandejas de pechugas de pollo, brochetas de pollo con verduras y/o pollos enteros para asar.

Gross, I know. Lo que no sé es por qué me ha dado por el pollo.
Acumulo comida, está claro. Debe de ser otro síntoma, como lo de acumular tebeos para pasar el invierno. Y cuando abro el congelador y veo toda esa carne de pollo envuelta en plástico transparente me invade una sensación de paz y seguridad...

Como a los americanos cuando se asomaban a sus búnkers antinucleares durante la crisis de los misiles.

17 comentarios:

Cattz dijo...

Debéis tener un congelador y una nevera enoooormes en ese piso, yo no puedo acumular casi nada, cada vez que vuelvo al piso mis territorios han sido invadidos como una Polonia cualquiera.
Pero vamos, creo que lo de acumular comida es bastante común visto las ansias expansionistas de mis compañeros.

Perlita de Huelga dijo...

que guay. Todo el mundo invierte en oro por la crisis y tú te tiras a por el pollo. ¿Me estás diciendo que tengo que dirigir mis ahorros al sector avícola? ¿Es eso lo que quieres decir?

The Inner Girl dijo...

Yo para ser feliz tengo que tener atestado el congelador, en ese punto de que casi no se puede cerrar bien. Si saco uno, procuro meter dos a pesar de que me autoprometo liquidar las existencias. Pero no puedo. Es superior a mí... :(

Sheena dijo...

Jo yo hago lo mismo pero a menor escala, que mi nevera es tamaño mini.
Las pechugas de pollo es que son tan eclépticas, lo mimso a la plancha que con una salsa o incluso al horno quedan divinas de la muerte.
besukis!!

Zirie dijo...

Si hay que tener un alimento "fetiche", el pollo es de los mejores. Va con todo y a todo el mundo le gusta.

Con los síndromes de invierno nuclear, a veces no va mal cocinar un poco. Algunas ideas:

www.comidakraft.com/sp/Dinner/Top10Suggested/

www.euroresidentes.com/Recetas/pollo/

gemma dijo...

Has cortado con tu novio? A mi me paso algo parecido, acumulaba comida hipocalorica, luego se me aso

Be dijo...

Cattz, digamos que no están mal. Además, no tenemos los territorios divididos. Muchas cosas son comúnes, y el resto... bueno, cada uno conoce lo suyo.

Perli, creo que los bienes perecederos sólo son una buena inversión si tienes un buen congelador. ¡Pero he visto que a ti con la mortadela no te va nada mal!

Inner, a mí nunca me ha gustado tener el congelador vacío, pero esto es exagerado.

Sheena, igual hago un post "Quédate a Cenar" todo de recetas de pollo...

Zirie, no a todo el mundo... ¡los hay que dicen que el pollo es verdura!

Gemma, ;) El problema no es tanto que acumule comida como que no me la como porque tengo el estómago pequeñiiiiiito.

Illuminatus dijo...

El pollo es muy versatil y te permite combinar con fideos chinos, con arroz, con verduras... Es la pasta de las carnes.

El problema es que cuando estás atravesando una temporada de ansiedad, consciente o soterrada, te dé por comer, lo que puede ser catastrófico para la forma física. Una solución es comer cosas que llenen pero que no aporten prácticamente nada nutritivo: las frutas, por ejemplo, tienen mucha fibra y monosacáridos pero poco más. Llenan más de lo que nutren, lo mismo que ciertas verduras (esas zanahorias crudas tan crujientes) o los encurtidos (aunque esos pueden ser peores para tu imagen personal por aquello del aroma a vinagre).

Naturalmente, puedes optar también por esos suplementos de galletas de arroz o máiz pero por el sabor y la textura te saldría más barato coger las cajas de cartón que desechen en tu lugar de trabajo.

Eva Luna dijo...

Mmmmm...
¿sabes que con ese arsenal de ese tipo de comida ya puedes intentar hacerte...culturista?

E. Martin dijo...

Es que el pollo es super versátil. Lo es tanto que los demás alimentos llevan años mutando lentamente intentando imitar su sabor.

mariajesusparadela dijo...

Pero ¿y lo feliz que sería la Monica de la adolescencia? No tendría que comerse aquel adorno hecho de macarrón ¿recuerdas?

Y, sobre el pollo me mandaron un mail de cuatro Pollos pelados y expuestos, de los cuales uno era un humano dificilísimo de distinguir, después me metieron en un restaurante chino, me ofrecieos un muslito riquísimo y, al final me dijeron "No era pollo"...qué trauma...

Perlita de Huelga dijo...

un pollo humano?
por dios, que rule ese mail!!!!!

Be, la mortadela bien, gracias. Ahora nos ha dado por hacer cocido: una receta, millones de aplicaciones. Pero eso es otro capítulo del Mortadela.

Twat Boy dijo...

Recuérdame que te llame cuando haya una guerra. Yo llevo el azúcar y las latas de atún!!!
Un saludo a todos!!

Gato dijo...

Madre mía, yo con la mudanza y los gastos inesperados me he tirado a las latas, la pasta y el arroz!! :D

Ánimo corazón. Y come bien.

Gatasombra dijo...

Mi abuela, cuando murió Franco, salió pitando a comprar un queso entero y meterlo en aceite "por si viene una guerra".

Digo yo que tal como está el patio este otoño lo de acumular comida puede ser una reacción lógica...a mí me dan impulsos de criar gallinas en la terraza y todo.

EFE dijo...

Necesitas comprar carne, si no te va a dar una bajada mortal de enforfinas.

No, no. El pollo no cuenta como carne. El pollo es verdura.

¡Otra vez la misma discusión, lo veo venir!

Be dijo...

Illuminatus, diga que no, que yo prefiero ensaladitas y pollo. Y de merienda, ciruelas.

Eva Luna, ¡jajajaja! Culturista emocional, al paso que vamos.

E.Martin, sobre todo en Matrix ;)

MariaJesús, por favor mándanos ese email si lo tienes por ahí (quedateadormir@gmail.com). Mira a ver...

Perlita, el cocido es taaaaaaaaan bueno... Aún no me he tomado el primero del invierno.

Twat Boy, ¡vale! ¡Yo pongo el pollo y los lexatines!

No te preocupes, Gatito, que me estoy cuidando. Y todo va bien.

Gatasombra, pero qué grandes sois tú y tu abuela.

Efe, que noooooo, ¡que el pollo es bueno para nosequé que dice el hombre malo de las proteínas!